Open In App

Session 25

Hechos 25:

Read: Acts 25

Durante la temporada de fútbol americano universitario, la pasión está en la pantalla todos los sábados en los estadios de todo el país. Los aficionados no tienen ningún problema de perder sus mentes en el entusiasmo para su equipo. Ellos se identifican con cada escuela y tienen una pasión por ver éxito en el equipo

Tener pasión es algo muy poderoso. Cuando eres apasionado sobre algo, no tienes problema en ser audaz para apoyarlo. Pablo era apasionado a la difusión del Evangelio, y su audacia se ve en Hechos 25. 

Pablo responde a Festo en los versículos 10-11 diciendo: "Ahora estoy de pie ante el tribunal del César, que es donde debo ser juzgado. Yo no he hecho ningún mal a los Judíos, como tú mismo sabes muy bien. Sin embargo, si soy culpable de hacer algo que merezca la muerte, no me niego a morir. Pero si los cargos presentados contra mí por estos Judíos no son ciertas, nadie tiene el derecho de entregarme a ellos. ¡Apelo al César!"

Mira el tono que usa Pablo para terminar su declaración. Él está en juicio y podría ser condenado a muerte, pero porque él cree en sus acciones y en su propósito, él habla con valentía. La pasión de Pablo por la difusión del mensaje de Cristo lo hizo apasionado y dispuesto a enfrentar todo, incluso la muerte. Cuando agarramos esta pasión por el Evangelio, podemos obtener una audacia que no solo cambiará a nuestras comunidades, ¡sino que provocara un movimiento de Dios que cambiará el mundo! 

  • ¿Qué nos enseña este pasaje sobre de Dios? ¿Cómo se aplica esto en tu vida?
  • ¿Cómo podemos mostrar pasión por el Evangelio de Jesucristo en nuestras vidas?
  • ¿Con quién tienes que ser más audaz, para que puedan ver tu pasión por Jesús?

We want you to have a safe experience while using our site.

Unfortunately, there are security risks associated with your browser. To keep you protected we will be discontinuing support to this browser. Please visit http://browsehappy.com/ for a secure browser update.